Buscar
  • Ivana

¿Parquet o tarima flotante?

Actualizado: 17 de sep de 2019



Si Buscas el suelo ideal para tu hogar, posiblemente te encuentres con muchas opciones y todas te parecen buenas o no sepas la diferencia entre una y otra. Lo más común es que tus opciones sean parquet o tarima flotante. Lo primero que debes saber es qué es cada una y en qué se diferencian.

El parquet es un tipo de suelo formado por tablillas de madera de aproximadamente 1 cm de espesor. El ancho de las tablillas es variable, pero el largo no suele superar los 45 cm. El parquet sustituye al suelo actual de la vivienda, por lo que para instalarlo hay que retirar el pavimento anterior. Luego hay que pegarlo al suelo, acuchillarlo para que quede nivelado y barnizarlo.

Por otro lado, la tarima flotante, como ya comentamos anteriormente, puede estar hecha de madera o de imitación de madera. A diferencia del parquet, no es realmente un tipo de suelo ya que se coloca sobre el suelo base (de ahí que se las llame flotantes). Su instalación es por tanto más sencilla.

Elegir una opción u otra dependerá sobre todo de los gustos personales de cada uno. Cada tipo de suelo tiene sus ventajas y desventajas, que es necesario conocer antes de tomar una decisión.


¿Es mejor el parquet o la tarima flotante?

Los suelos de parquet tienen la belleza de la madera natural, su tacto y unos acabados irrepetibles, cada pieza es única. Por otra parte, presentan también las desventajas de la madera: son más blandos que los laminados, por lo que se rayan y desgastan con más facilidad. Cuando la tarima flotante se estropea, para que recupere el aspecto original, hay que acuchillarla. Conllevan un gasto mucho más elevado, así que es necesario valorar si merece la pena invertir en ellos por tener un suelo de madera natural.

  • Instalación: La instalación de la tarima flotante es mucho más fácil ya que como decimos se coloca simplemente sobre el suelo base, sin necesidad de pegar nada ni hacer obra. Por el contrario, la instalación de un parquet siempre es más engorrosa ya que requiere obra (aunque en la actualidad existen parqués listos para instalar y ya no hay que hacerlo in situ tabla a tabla).

  • Estética: en cuánto el resultado final, el parquet suele quedar mejor, sobre todo si se usan maderas de primera calidad. Sin embargo, la diferencia entre parquet y tarima se está reduciendo gracias a las nuevas imitaciones de madera que se emplean en las tarimas. Además, las tarimas muestran más versatilidad en el diseño, ya que pueden imitar diferentes texturas como el mármol o incluso tener distintos colores.

  • Mantenimiento: la tarima es claramente más fácil de mantener, ya que basta con pasar la fregona, mojada en una solución jabonosa, para limpiarla. Por otro lado, el parquet se limpia con productos específicos, hay que acuchillarlo cada cierto tiempo y resiste peor los golpes y arañazos.

5 vistas
 

601728128

966103795

  • Facebook
  • Google Places

©2020 by HEVEA - DELTELL CARPINTEROS